Ray y Charles Eames-Biografias. Sus diseños más emblematicos

Charles & Ray Eames: “El arte de Diseñar”


FOTOS/charles-ray-eames.jpg

A mediados del siglo XX, como surgidos de una novela de Julio Cortázar en donde conceptos opuestos se sumergen en una narración surrealista para representar las vicisitudes cotidianas del ser humano, este ecléctico matrimonio estadounidense supo cambiar, con sus revolucionarias ideas e innovadores objetos, el rumbo de la historia del diseño.Él, metódico arquitecto y fiel representante del progreso tecnológico en la Modernidad Occidental. Ella, artista por naturaleza y apasionada por los aspectos formales y estéticos de cada una de sus obras. Juntos, buscaron belleza en la tecnología y encontraron conocimiento en la naturaleza. Equilibrando lo poético y lo pragmático, lograron conciliar muchas de las históricas dicotomías que dividen al mundo contemporáneo: hombre y mujer, arte y ciencia, oriente y occidente, etc.

FOTOS/charles-eames-junto-a-estructura-metalica-de-la-silla-aluminum.jpg

Estructura metalica de la silla Aluminum.

Charles Eames nació en St. Louis Missouri, en 1907. Estudió arquitectura en su ciudad natal y a mediados de los años 30 comenzó a dar clases en la Cranbrook Academy of Art de Michigan. Allí conoció a Ray Kaiser, una joven estudiante que lo impactó desde un principio con su talento y creatividad. Ray nació en 1912 en Sacramento, California, y estudió pintura desde muy joven en la escuela neoyorkina de Hans Hoffmann, un importante centro para el desarrollo del expresionismo abstracto.Sus heterogéneas personalidades se atrajeron inmediatamente como dos polos opuestos, y juntos comenzaron a trabajar en varios proyectos de diseño. En 1940, participaron del concursoOrganic Design in Home Furnishing Competition organizado por el Museo de Arte Moderno de Nueva York. Sus novedosos diseños, que obtuvieron el primer premio, estaban basados en la búsqueda de nuevas técnicas para lograr que materiales duros, como la madera o el metal, imitaran las suaves curvaturas de la figura humana.En 1941, Charles y Ray contrajeron matrimonio y se mudaron a California en busca de nuevos horizontes. Durante el transcurso de esa década trabajaron en el desarrollo de una línea experimental de sillas moldeadas en fibra de vidrio. Este innovador proyecto planteaba el concepto de una estructura universal capaz de ser utilizada con diferentes bases y ofrecer múltiples variantes. Fueron las primeras sillas plásticas producidas en serie y reflejaban a la perfección la filosofía Eames: “…ofrecer el máximo de lo mejor para el mayor número de personas por lo mínimo…”.A lo largo de los años 50 y 60, trabajaron junto a empresas de gran prestigio internacional, proyectando muebles creativos e innovadores como la famosa línea de sillas de oficina Aluminion Groupen 1958, o la inmortal Lounge chair nº 670 diseñada en 1956. En ella, el confort de su interior de cuero se confronta permanentemente con el incisivo carácter de sus armazones de madera curvada, dando lugar a un expresivo collage de materiales, en donde la comodidad y sofisticación hacen de este objeto un clásico del siglo XX y un símbolo de la Modernidad.

/lacontinental.es/img/cms/Lounge Chair OttomanFOTOS/lounge-chair-tapizado-negro-1956-Ray&Charles Eames.jpg

Actualmente, sus diseños se mantienen vigentes con el mismo vigor que tuvieron en un principio gracias a esa vitalidad y frescura con la que fueron concebidos, trasformándose, de esta manera, en habitantes estables de un mundo que cambia permanentemente. Ni antiguos, ni contemporáneos. Ni orientales, ni occidentales. Ni poéticos, ni pragmáticos. Los objetos diseñados por los Eames tienen el honor de ser un “clásico”, un don que sólo la Historia posee el derecho de otorgar.

FOTOS/conjunto-eames_Escultura.jpg

Algunos de los diseños más destacados del matrimonio Eames.

/ital-mobel.com/img/cms/Charles y Ray EamesNueva carpeta/-charles-eames-aluminium-lounge-chair-ea-124.jpg/ital-mobel.com/img/cms/Charles y Ray EamesNueva carpeta/charles-eames-butaca-lounge-chair
/ital-mobel.com/img/cms/Charles y Ray EamesNueva carpeta/6-eiffel_chair_charles_eames-10./ital-mobel.com/img/cms/Charles y Ray EamesNueva carpeta/11-eames-soft-pad.


Charles falleció un día de agosto de 1978. Ray concluyó el último proyecto en el que se encontraban trabajando hasta ese momento y luego cerró las puertas del estudio al que habían dedicado gran parte de su vida. Murió una década más tarde, en Los Ángeles, California. Existen quienes afirman que las suaves curvas de sus objetos reflejan un importante capítulo en la historia del diseño. Otros, en cambio, prefieren creer que bajo el compás de sus orgánicas morfologías se funden dos heterogéneas personalidades y escriben los capítulos más sinceros de una verdadera historia de amor.

Historia de la Plastic Chairs del Matrimonio Eames

Los diseños del Matrimonio Eames se han convertido en objeto de culto durante las últimas décadas. Sin embargo, muy poca gente conoce la historia de cómo comenzaron a diseñar mobiliario de calidad y diseño, pero a precios razonables. Esta es la historia de la "Silla Plastic Chairs"El jueves, 23 de octubre de 1947, se celebró una cena en el restaurante Rainbow Room de Nueva York. A ella fueron invitados varios líderes de la industria del mueble de los Estados Unidos y fue presidida por Nelson A. Rockefeller presidente del Museo de Arte Moderno de Nueva York. En esta cena se anunciaba un concurso internacional de diseño de muebles Low-Cost.

/CMS FOTOS/Charles-y-Ray-Eames-300x221.jpg-Nelson-A--Rockefeller-288x300.jpg

Ray & Charles Eames, sobre el año 1950

Nelson A. Rockefeller

Esa noche, durante la cena, el anfitrión mostró la preocupación existente sobre el hecho de que, mientras el gobierno y la industria se centraban en el problema de proveer casas a precios asumibles para la mayoría de los americanos, no se estaba prestando ninguna atención al diseño y fabricación de muebles atractivos a precios razonables. El anuncio que se hizo esa noche, enfatizaba la necesidad de crear una gama de productos con diseños atractivos a precios razonables que pudieran estar al alcance de una mayoría de la población; muebles que pudieran ser fácilmente transportados, almacenados y mantenidos pero cumpliendo con los requisitos estéticos de aquellos años.

El proyecto estaba pensado para mejorar los muebles Low-Cost mediante la cooperación del talento en los campos del diseño y la investigación. Los participantes fueron animados a utilizar nuevos materiales, herramientas y métodos de producción y centrar su atención en la producción de muebles de calidad, con diseños atractivos y precios competitivos. Los muebles resultantes de esta experiencia, serían expuestos enuna Feria que se llevaría a cabo en el Museo de Arte Moderno en la ciudad de Nueva York.

FOTOS/Museum-of-Modern-Art.jpgFOTOS/Edgar-Kaufmann-jr-.jpg

The Museum of Modern Art

Edgar Kaufmann jr.

El 5 de enero de 1948, la competición abrió oficialmente el plazo de solicitudes con premios que totalizaban los 50.000$. El cierre de la competición se había anunciado para la media noche del 31 de octubre y el anuncio de los ganadores se realizaría por parte del jurado, dos meses después de la fecha de cierre.Los participantes debían remitir sus propuestas anónimamente a Edgar Kaufmann Jr. Director de diseño industrial del Museo. Los proyectos deberían incluir planos, alzados, detalles de la fabricación y secciones. Adicionalmente los concursantes debían remitir una muestra a escala no inferior a ¼ del tamaño del producto final.

Las normas del concurso indicaban que el objetivo era obtener muebles capaces de adaptarse a una variedad de usos. No había restricciones en el número de propuestas que un concursante podía remitir y habría premios para dos categorías, asientos y ordenación.Charle Eames fue nominado como participante en el proyecto por el Departamento de Ingeniería de la Universidad de Los Ángeles.El 28 de Noviembre de 1948, quedo formado el jurado de la competición de muebles Low-Cost compuesto por amas de casa, arquitectos,ingenieros y profesionales del mantenimiento

FOTOS/Charles-Eames.jpgFOTOS/Diseño-ganador 300x300.jpg

Charles Eames

Diseño ganador – Silla Eames

Después de recibir casi 3.000 proyectos, el 18 de enero de 1949, Nelson A. Rockefeller presentó a los ganadores de la competición afirmando que los diseños habían representado una contribución real a la mejora de la calidad de vida. Charles Eames fue galardonado con el segundo premio en la categoría de asientos dotada con un premio de 2.500$. La Plastic Chairs fue galardonada por la innovación en la base que permitía ser utilizada en varios entornos (hogar, oficina, etc…) adaptándose perfectamente a las necesidades de los consumidores y con una variedad de aplicaciones que ninguna otra silla en concurso había podido igualar.A comienzos de 1949, Charles Eames en su constante búsqueda por la optimización de sus modelos, introdujo algunos cambios en el prototipo. Herman Miller había mostrados sus reservas acerca de los costes de fabricación del modelo debido a que los costes de molde de acero eran muy elevados (entre 70 y 80 mil dólares en 1949).  Además, las sillas de acero tenían la posibilidad de oxidarse con el paso del tiempo y eran frías al tacto.La solución al problema era la fibra de vidrio. Charles Eames encargó la fabricación del asiento a John Wills, un conocido fabricante de cascos de fibra de vidrio para embarcaciones. John wills aceptó el encargo a cambio de una compensación de 25$.

FOTOS/Diseño-ganador-300x300-1.jpg

             Prototipo silla Eames

El 4 de noviembre de 1949, se llega a un acuerdo entre las empresas Zenith Plastic y Herman Miller Furniture Company para fabricar la silla diseñada por Charles Eames que estipula un plazo de entrega de 60 días. El primer pedido es de 2.000 unidades. El contrato es de solamente una página porque en palabras de Eames “si no cabe en una página, no es un contrato amistoso”.Este es el comienzo de una carrera dedicada a mejorar las condiciones de vida del pueblo americano. Durante más de dos décadas, Charles junto con su inseparable mujer Ray Kaise Eames diseñaron varios de los modelos de más éxito en el mundo del diseño moderno. Sus creaciones llegan hasta nuestros días y su filosofía de trabajo, todavía inspira a muchos de los mejores diseñadores actuales.

/lacontinental.es/img/cms/CMS FOTOS/charles_eames su casa en california

Fotografía de su casa en California, proyectada por el matrimonio Eames, con la firma autógrafa de Charles Eames

La escuela de la Bauhaus

La Staatliche Bauhaus (Casa de la Construcción Estatal) o simplemente la Bauhaus, fue la escuela de Diseño, Arte y Arquitectura fundada en 1919 por Walter Gropius en Weimar (Alemania) y cerrada por las autoridades prusianas (en manos del partido nazi) en el año 1933.

El nombre Bauhaus deriva de la unión de las palabras en Alemán Bau, "de la construcción", y Haus, "casa"; irónicamente a pesar de su nombre y del hecho de que su fundador fue un arquitecto, la Bauhaus no tuvo un departamento de arquitectura en los primeros años de su existencia.

Sus propuestas y declaraciones de intenciones participaban de la idea de una necesaria reforma de las enseñanzas artísticas como base para una consiguiente transformación de la sociedad burguesa de la época, de acuerdo con la idea socialista de su fundador. La primera fase (1919-1923) fue idealista y romántica, la segunda (1923-1925) mucho más racionalista y en la tercera (1925-1929) alcanzó su mayor reconocimiento, coincidiendo con su traslado de Weimar a Dessau. En 1930, bajo la dirección de Mies van der Rohe, se trasladó a Berlín donde cambió por completo la orientación de su programa de enseñanza.

La Bauhaus sentó las bases normativas y patrones de lo que hoy conocemos como diseño industrial y gráfico; puede decirse que antes de la existencia de la Bauhaus estas dos profesiones no existían tal y como fueron concebidas dentro de esta escuela. Sin duda la escuela estableció los fundamentos académicos sobre los cuales se basaría en gran medida una de las tendencias más predominantes de la nueva Arquitectura Moderna, incorporando una nueva estética que abarcaría todos los ámbitos de la vida cotidiana: "desde la silla en la que usted se sienta hasta la página que está leyendo" (Heinrich von Eckardt). Dada su importancia las obras de la Bauhaus en Weimar y Dessau fueron declaradas como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en el año 1996.

Sinedo director Ludwig Mies van der Rohe, la escuela sufrió por el acosante crecimiento del Nacional Socialismo, debido a que la ideología Bauhaus era vista como socialista internacionalista y judía. Los Nazis cerraron la escuela. Muchos de los integrantes de la misma, entre ellos el mismo Walter Gropius, refugiados, se instalan finalmente en Estados Unidos para seguir con sus ideales.

"La Escuela Bauhaus" se asentó en tres ciudades:
. 1919-1925: Weimar
. 1925-1932: Dessau
. 1932-1934: Berlín
Estuvo manejada por tres directores:
. 1919-1927: Walter Gropius
. 1927-1930: Hannes Meyer
. 1930-1933: Ludwig Mies van der Rohe

Unos de los principios establecidos por la Bauhaus desde su fundación. "La forma sigue a la función"

El edificio de la Bauhaus (Dessau, Alemania. 1925-1926) de Walter Gropius, es el más emblemático de la Bauhaus, se despliega en varios volúmenes, independientes entre ellos, y diseñados según la función para la que fueron concebidos. El edificio de la Bauhaus de Dessau, considerada como la obra maestra del racionalismo europeo, tiene una configuración relacionada con las condiciones de la zona donde se ubica: limita con una calle, atraviesa otra perpendicular a la primera y dos de sus alas contornean un cercano campo deportivo, y se abre al ritmo de la vida urbana con sus grandes fachadas de luminosas cristaleras.

La arquitectura Bauhaus se desarrolló después de la I Guerra Mundial. Se basa en formas simétricas de orígenes grecolatinos. También incluye aspectos del Renacimiento Clásico. Mark Lawliette comenzó esta revolución hacia la arquitectura. El quiso expandir su arte a través de la prestigiosa escuela Bauhaus, siendo uno de los más importantes participantes de este maravilloso movimiento que cambió el modo de apreciación hacia la arquitectura de esa y nuestra época. Algunas de sus más famosas creaciones fueron: El Yvoliette, Le Pour Leyette, Jauquelyn Açufrenchais, todos ellos situados en este momento en el Museo Madame Tussaud. En su mayoría consta de formas triangulares y rectas que ayudan a apreciar la rigidez del carácter que impuso Lawliette. Sus colores son opcionales, pero generalmente se utilizan tonos marrones y rojos oscuros, aunque hay excepciones como por ejemplo el famoso Jauquelyn, en el cual se utilizaron colores fuertes en los que predomnaba el azul cielo y el magenta. Después de haber aportado tanto a este arte Lawliette, a sus 46 años de edad, murió de tuberculosis. En esa misma época se produció un cambio drástico en la arquitectura, cambiando así de formas triangulares a ovaladas y rectangulares entre otros aspectos. Por ello hoy en día no es muy conocido el nombre de este gran artista que sin lugar a dudas fue uno de los más importantes en este sector.

La fundación de la Bauhaus se produjo en un momento de crisis del pensamiento moderno y la racionalidad técnica occidental en el conjunto de Europa y particularmente en Alemania. Su creación se debió a la confluencia de un conjunto de desarrollo político, social, educativo y artístico en las dos primeras décadas del siglo XX, cuya especificidad está dada por las vanguardias artísticas de comienzo de siglo.

La modernización conservadora del Imperio alemán durante la década de 1870 mantuvo el poder en manos de la aristocracia. Esto exigía también, el militarismo y el imperialismo para mantener la estabilidad. Para 1912 el auge de los izquierdistas del SPD ha galvanizado las posiciones políticas con conceptos de la solidaridad internacional y de establecer el socialismo contra el nacionalismo imperialista. Sectores del proletariado demuestran una creciente capacidad de organización, cuestión que es forzosamente potenciada por la hiperinflación alemana y la cada vez más evidente crisis económica. Al igual que otros movimientos pertenecientes a la vanguardia artística, la Bauhaus no se marginó de los procesos políticos-sociales, manteniendo un alto grado de contenido crítico y compromiso de la izquierda. La Bauhaus -como demuestran los problemas que tuvo con políticos que no la veían con simpatía- adquirió la reputación de ser sumamente subversiva.

En el momento de su fundación los objetos de la escuela, definidos por Gropius en un manifiesto, fueron: "La recuperación de los métodos artesanales en la actividad constructiva, elevar la potencia artesana al mismo nivel que las Bellas Artes e intentar comercializar los productos que, integrados en la producción industrial, se convertirían en objetos de consumo asequibles para el gran público" ya que una de sus metas era la de independizarse y comenzar a vender los productos elaborados en la Escuela, para dejar de depender del Estado que hasta ese momento era quien los subsidiaba.

Se formó cuando Gropius une la Escuela de Bellas Artes con la Escuela de Artes Aplicadas o Escuela de Artes y Oficios, transformándose en la primera escuela de diseño del mundo.

En ésta fase se implantó en la escuela el llamado "vorkurs" o curso preliminar, creado por Johannes Itten. Como su nombre lo indica, el curso preliminar, antepuesto a los estudios propiamente dichos, tenía por misión liberar de convenciones al futuro miembro de la institución, despertar sus dotes personales y orientarle espiritualmente para la ulterior formación. Entre los primeros estudiantes se encontraban Marcel Lajos Breuer y Joost Schmidt, que alcanzaron cierto éxito. Los estudiantes se mostraban flexibles y dispuestos s hacer todo tipo de trabajos, por tanto salían de la escuela bien formados, sabiendo dibujar, modelar, fotografiar o diseñar muebles. La escuela disponía de talleres de ebanistería, diseño, teatro, cerámica, tejido, encuadernación, metalurgia, vidriería. Pero no de pintura y escultura en el sentido tradicional.

El taller de teatro, dirigido por Oskar Schlemmer, era considerado muy importante dentro del programa de la escuela por su naturaleza de actividad social que combinaba diversos medios de expresión. Decorados, vestuario, etc. formaban parte de las prácticas de los alumnos. Fueron famosas las obras de Schlemmer, sobre todo el Ballet Triádico, obra estrenada en el teatro Stuttgart.

Paul Klee llegó a la escuela en 1920. Persona muy culta (además de ser un violinista y pintor notable) muy interesado por los problemas teóricos del arte. Desarrolló su actividad en el taller de tejidos, dando clases de composición. Su enseñanza se basaba en las formas elementales, de las que, según él, se derivaban todas las demás. El arte debía descubrir esas formas, desvelarlas, hacerlas visibles. Preparaba concienzudamente las clases escribiendo en unos cuadernos que, posteriormente fueron publicados en forma de libro.

En 1922 Kandinsky se incorporó al proyecto. Había participado en las reformas educativas en la época de la revolución rusa, fundando en la Unión Soviética varias escuelas. Durante ese tiempo mantuvo correspondencia con Gropius. Cuando la revolución rusa empezó a sufrir dificultades y comenzaron las disputas y purgas políticas, Kandinsky decidió trasladarse a la Bauhaus. Su prestigio, tras la publicación de De lo espiritual en el arte en 1911 y sus primeras obras abstractas de 1910, era por entonces ya muy grande. Sustituyó a Schlemmer en el taller de pintura mural y dio clases con Klee en el curso de diseño básico. Su mente teórica fue decisiva para iniciar el camino hacia un arte más intelectual y razonado, donde utilizaban el alma del objeto par esculpirla en la tela con rasgos abstractos.

Klee se retiró en el año 1931.

Esta primera etapa culmina con la inminente necesidad del cambio de sede de la escuela propiciado por la gran depresión. En 1925 se estrena la sede de Dessau; la primera etapa de la Bauhaus se puede sintetizar como una fase de experimentación de formas, productos y diseños, por lo tanto, también de educadores del diseño.

En 1923 Theo van Doesburg, fundador en los Países Bajos del neoplasticismo, pintor, arquitecto y teórico, creó en Holanda la revista y el movimiento De Stijl y al llegar después a Weimar, ejerció una influencia decisiva en los estudiantes y en Gropius que acabaría llevando a la escuela a tomar otro rumbo.

A partir de 1923 se sustituye la anterior tendencia expresionista por la Nueva Objetividad, un estilo también expresionista de pintura aunque mucho más sobrio que se estaba imponiendo en toda Alemania. La incorporación a la Bauhaus de László Moholy-Nagy, un artista muy cercano a Van Doesburg, supuso la introducción en la escuela de las ideas del constructivismo ruso de El Lissitzky y Tatlin, que abogaban por un arte comunal, basado en la idea y no en la inspiración.

De esta época datan algunos de los más importantes escritos teóricos de la Bauhaus en el ámbito de la pintura. Así, Klee escribe "Vías del estudio de la naturaleza" (Wege des Naturstudiums, 1923) y "Cuadernos de bocetos pedagógicos" (Pädagogisches Skizzenbuch, 1925); e imparte en la Asociación de Arte de Jena la conferencia El Arte Moderno (Über die moderne Kunst). Por su parte, Kandinsky publica "Punto y línea sobre el plano" (Punkt und Linie zu Fläche, 1926) como el nº 9 de la serie de la Bauhaus.

En 1925 László Moholy-Nagy tras cinco años de docente, abandona la Bauhaus. Decisión tomada ante la creciente presión que ejerce el grupo de docentes y alumnos de tendencia comunista.

En 1933 el partido nazi decide cerrar la escuela por lo que Ludwig Mies van der Rohe traslada la Bauhaus a Berlín con fondos ganados de la ilegalidad del cierre de contratos.

La Bauhaus fue también un gran experimento vital de una pequeña comunidad de jóvenes (1.400 aproximádamente) que, tras la quiebra del viejo orden y la traumática experiencia de la recién acabada I Guerra Mundial, se lanzó llena de entusiasmo a la construcción de una utopía social, de nuevas formas de convivencia. Se llevaron a cabo legendarias fiestas en la Bauhaus, generalmente temáticas (fiesta blanca, fiesta del metal, fiesta de los cometas) y casi siempre de disfraces, en cuya organización y diseño se trabajaba durante semanas. Las fiestas tenían una doble intención: por un lado fomentar el contacto entre la escuela y la población para aplacar los recelos que generaba la institución en la población y, por otro, propiciar el trabajo en equipo y de cooperación y servir de catarsis ante las tensiones y conflictos que se originaban en la Bauhaus como resultado de la estrecha vinculación entre trabajo y vida privada. Además de estas fiestas "oficiales", cualquier acontecimiento era igualmente susceptible de desembocar en una celebración: la finalización de un tapiz, la adquisición de la nacionalidad del matrimonio Kandinsky, o el nacimiento de un niño...

Tras 1933 gran parte de los integrantes de la Bauhaus marcharon hacia los Estados Unidos en donde se desarrolló una especie de continuación de la Bauhaus hasta la Guerra Fría. En 1951 el arquitecto y escultor suizo Max Bill, siguiendo los lineamientos de la Bauhaus original, funda en Ulm (República Federal

Alemana) la Hochschule für Gestaltung (Escuela Superior de Proyectación), que recupera pronto la denominación de Bauhaus o, para diferenciarla de la inicial, Neues Bauhaus (Nueva Bauhaus), de la cual fue director entre 1954-1966 el pintor y diseñador argentino Tomás Maldonado, quien enfatizó aún más con el carácter científico y racionalista aplicado en las artes.

Una vista del actual Taller de Diseño de Eames Grup.


Algunos de los Proyectos de Arquitectura

Case Study Houses nº8 y nº9

Una vista de la Casa del matrimonio Eames, en California

Una vista del interior

Otra vista del salón principal, con todo el mobiliario diseño de los Eames

            Case study house #8: Eames House, de Charles Eames, 1949 fue montada manualmente en apenas 3 días.  

Dentro del salón de los Eames

Otra vista de la casa nº8 de los Eames

"Nos interesa la casa como un instrumento fundamental para vivir en nuestro tiempo, la casa como una solución a la necesidad humana de cobijo que sea contemporánea desde el punto de vista estructural, la casa que, sobre todo, se aproveche de las mejores técnicas de ingeniería de nuestra civilización altamente industrializada. 

Mientras otras actitudes presentan diversas posibilidades, este enfoque parece que es el que puede defenderse sin prejuicios como la solución moderna, lúcida y realista a las necesidades de vivienda. 

La historia de la casa es demasiado obvia como para replanteársela. Sin embargo, lo que tratamos de decir es que ahora se dan todas las circunstancias y condiciones necesarias para poder combatir el problema de la vivienda en serie a escala integral y global con posibilidades de éxito más que buenas” (Charles Eames).

 La casa Eames fue construida merced a un programa para la realización de viviendas industrializadas denominado Case Study Houses promovido por la revista estadounidense Arts & Architecture.

Proyecto original de Charles Eames y Eero Saarinen, la vivienda fue modificándose sustancialmente en su planificación y construcción por Eames y su mujer Ray, artista y diseñadora, que la habitaron y trabajaron en ella.

En esta casa se fabricaron muchos prototipos de diseños que los llevarían a la notoriedad que los convertiría en una referencia del diseño del siglo XX, un poco ocultando la obra arquitectónica producida e intentada producir por Eames.

Eames trabajo para la modernidad, limpiando conceptos que ensuciaban los espacios habitables haciendo la construcción más onerosa y no correspondiente a lo que él entendió como moderno, aplicó entonces mediante experimentaciones los nuevos materiales que su contemporaneidad le ofrecía, nuevos perfiles de hierro, plásticos, resinas, fuertemente influenciado por el minimalismo japonés.

Su arquitectura la pensó en las vías productivas del taylorismo, el cual fue el encargado de la nueva organización industrial a través de la utilización de máquinas que hiciesen mucho más eficiente todo el proceso industrial, es la teoría que tomó Henry Ford de Taylor para la producción en línea y masiva a la que Eames adhirió tratando de llevar estos conceptos a la arquitectura para resolver la siempre necesidad de viviendas que existe en las sociedades que crecen aceleradamente.

El concepto de modularización rige la casa, permitiendo de esta forma el montaje fácil y rápido mediante la construcción en seco, distanciándose así del uso de la albañilería tradicional que suponía mayores costos, tiempos, problemas. 

Su sistema modular no prendió en el gusto de su época ni en el de los promotores inmobiliarios que no tuvieron la visión ni arriesgaron en producirla, gracias a ello, quizás, la producción en diseño se desarrolló como no lo hubiera podido si se hubiera puesto a la construcción industrializada que le hubiera absorbido todo su tiempo laboral.

La casa es un contenedor que a su vez contiene otros contenedores que se llaman habitaciones entre las que se incluye el taller.

Fue un innovador a contracorriente de las formas que hasta ese momento en general animaban el panorama de la arquitectura.
Emplazada en una colina la casa está en Chautauqua Boulevard, Pacific Palisades, Santa Mónica, California, zona cercana a la ciudad de Los Ángeles, desde una colina mira a la bahía de Santa Mónica y el océano pacifico.

Eames y Saarinen respetaron los eucaliptos que estaban en el lugar, los que con sus majestuosos portes tendían a través de sus copas un favorable juego de luces para enriquecer la vida diaria de la casa, en un espíritu muy ligado a la cultura del Japón que así procede armonizando natura y cultura.

Luego nacería otro concepto, el de la flexibilidad, noción básica de la arquitectura moderna, del plano original los Eames hacen las evoluciones que los requerimientos de la vida van proponiéndoles a través del tiempo, haciendo práctico uso de lo imaginado como objeto de habitación y trabajo.

Cabe precisar que en esta casa fue que vivieron casi toda su vida hasta sus días finales.

Dos cajas de doble altura son las que componen la casa, una dedicada a la vivienda, otra dedicada al taller donde ambos trabajarían (en rigor, sala de estar, cocina, taller y almacén). Los dos volúmenes están estandarizados.

La casa tiene una piel que funciona como una cortina que divide exterior e interior del primer contenedor que aprovecha la vista, la segunda caja está pensada como cajas contenedoras habitación que tengan propia autonomía, independientes y adaptables temporalmente, lo que define una organicidad conceptual que conviene destacar como un logro que pareciera contraponerse a lo nacido del taylorismo originario, donde los esquemas se repiten con rigidez infinitamente, donde Eames abreva para producir la estructura de la casa.

Su concepto de movilidad se expresa también en los moblajes diseñados que lo son para toda la casa, pudiéndose mover fácilmente y con la misma facilidad adaptarse a las evolutivas situaciones de la vida diaria, en ese sentido y en el punto, está bien alejado de las nociones de Frank Loyd Wright que diseña maravillosos muebles objeto que solo sirven a la casa en el lugar a que se los destinó diseñados. Uno va por el peso, otro por la liviandad.

Dormitorios y baño de la planta alta se comunican con el resto de la casa por escaleras y balcones que permite la doble altura de los salones que forman el primer contenedor que hace de cortinado que separa de la intemperie.

La estructura de acero de la casa Eames fue erigida en 90 horas de trabajo, hubo que levantar una pared de contención de hormigón del suelo inclinado de la colina, donde se cavó cuando se niveló para asentar la casa.

Recordemos que la vivienda se alza originalmente como un prototipo industrial. 

Esta estructura da una linealidad a la apariencia del edificio que Eames remarca con el tratamiento de color que le hace al hierro y los paneles, que con los ventanales, al leer la cáscara, dan una apariencia en la que la influencia de la pintura de Mondrian es totalmente notable.

Efectivamente, en cierta forma, transvasó una iconología pictórica que simbolizaba una ruptura de una estética discutida en la época como la figuración, por una nueva como la abstracción, con la que debe haber querido sintonizar representándose.

Normada por la prefabricación de sus componentes, la vivienda se compone de materiales normados a la mano de la industria, hierro, vidrio, asbesto, paneles de ferrocemento, animando la modularidad del sistema que se vuelve autoconstructivo. 

Cerramientos fueron realizados con chapa corrugada, paneles de ferrocemento, carpinterías metálicas y cristal.

Componen el exterior también, paneles translucidos de fibra de vidrio, combinados con paneles multilaminados de madera, paneles de asbesto y de Cemesto pintados según lo ya citado.
Ventanas y puertas son de aluminio industrializado.

Modernidad, buen gusto, ascetismo, luminosidad, simplicidad, limpieza, se puede decir que fueron los parámetros en los que a Charles Eames le gustó manejarse, lo hizo con soltura, innovando.

Charles & Ray Eames